El exfutbolista, presente en la última victoria de la UD ante el ‘Tete’, apunta a “los pequeños detalles” que marcan la Segunda

A Juan Carlos Valerón le costó jugar un derbi canario. Tardó. Tardó tanto que casi se pierde la sensación de defender la camiseta amarilla frente al escudo del CD Tenerife. No lo hizo nunca antes de su salida de la entidad en el verano de 1997: ese curso, la UD estaba en Segunda; el anterior, en las catacumbas de la Segunda B. Y ahí, el escudo blanquiazul, vivía sus días de gloria en Primera.

Desde entonces y hasta su regreso en 2013, a Valerón le dio tiempo a sentir el calor de algunos de los mejores derbis de España: con el Atlético, el derbi capitalino contra el Real Madrid; con la camiseta del Deportivo de La Coruña, una infinidad de choques frente al Celta. Pero el derbi canario se le resistió hasta el epílogo de su carrera, que acabó en la élite con la UD Las Palmas.

“Los derbis siempre son especiales, no voy a descubrir nada nuevo. Es un partido bonito, precioso para las aficiones… A ver qué tal se da este”, resume el exinternacional español. A él, en su primer derbi, no se le dio especialmente bien: la UD sucumbió por 3-0 ante el CD Tenerife en el Heliodoro Rodríguez López, en un partido marcado por el castigo máximo que recibió el equipo amarillo: penalti y expulsión de Mariano Barbosa.

“Es difícil hacer un vaticinio para este derbi. En Segunda siempre es difícil acertar con los pronósticos, saber qué puede pasar. La semana pasada vimos como el primero puede perder contra el último. La Segunda es muy difícil, con todo muy igualado, donde los pequeños detalles deciden muchos partidos. Es complicadísimo saber qué sucederá”, explica.

Detalles como aquel penalti de Barbosa que vivió en sus propias carnes, pero también como el lanzamiento de falta ejecutado por Momo en el partido de vuelta desde un lateral que Vicente Gómez convirtió en gol. Era la jornada 38 de la temporada 2013-2014 y aquel tanto fue el 1-0. Desde entonces, la UD no le gana al Tenerife. “Las Palmas está haciendo las cosas bien, tienen que estar contentos tal y como empezó la temporada y las expectativas que había, con todos los problemas y dificultades económicas en verano para confeccionar una plantilla competitiva… Creo que están haciendo las cosas bien, en una zona importante. Hay que seguir consiguiendo victorias para que en el momento clave de la temporada, el equipo pueda estar tranquilo y no tener problemas por abajo. Están bien”, añade.

Entre esos elementos determinantes que pueden definir un partido como este, el talento y la clase de Pedri aparece en el horizonte. “Ahora hablar de Pedri… Es que no se descubre nada tampoco. Él mismo nos lo está descubriendo. Es un chico con un gran futuro, que es capaz de competir en una categoría muy difícil. Después resuelve las situaciones de juego con una eficacia tremenda y con una calidad muy buena. A disfrutar de él el tiempo que lo tengamos por aquí y poco más”.

Su nueva vida

Juan Carlos Valerón salió de la UD Las Palmas el pasado verano para incorporarse a la estructura deportiva de la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas (FIFLP) como responsable de las selecciones masculinas y máximo responsable de la selección cadete. “Estoy muy contento, muy feliz después de dejar mi etapa como jugador. Me cuestioné en qué sitio me veía después del fútbol y descubrí que estar abajo en el campo con los jugadores me gustaba”, cuenta.

Edu López – La Provincia